Ensalada César


     Normalmente solemos hacernos ensaladas para acompañar al plato principal. Sin embargo, esta ensalada es una señora ensalada. Cómela como plato único y verás que te quedas como un Rey.

     Podemos currarnos la salsa César, pero si la ponemos de bote, tampoco pasa nada. Otro día haré un post para enseñaros a hacer esta supersalsa.

DIFICULTAD:

Removerlo todo. Muchas veces cuesta. ¬¬


INGREDIENTES:

  • Unas hojas de lechuga
  • Pollo en tiritas
  • Trocitos de bacon o panceta (opcional)
  • Un huevo cocido
  • Picatostes. Puedes hacerlo con pan de molde.
  • Queso rallado. Parmesano a poder ser
  • Salsa César
  • Pimienta negra (opcional)

PREPARACIÓN:
  1. Haz el pollo a la plancha en una sartén con poco aceite. Sácalo cuando esté dorado y jugoso. Si le vas a poner la panceta, fríela hasta que quede muy crujiente. Yo no se la suelo poner, porque luego queda si no una ensalada muy pesada.
  2. Puedes comprar los picatostes hechos, pero si quieres ahorrarte dinero, siempre puedes usar pan de molde. Tosta bien una rebanada y córtala en cuadraditos. La hago tostada y no frita por la misma razón que no uso la panceta
  3. Y ahora es tan fácil como ponerlo todo en una ensaladera. Pon la lechuga bien lavada, un poco de la salsa. Añade después el pollo, el huevo cocido picado, (la panceta si la pones), los trocitos de pan tostado y un otro buen chorrete de salsa César.
  4. Por último pon el queso rallado. Lo suyo es que uses parmesano, pero si no tienes, usa otro. Eso sí, no uses uno tipo mozzarella. Mejor usa uno un poco más fuerte. Un poco de pimienta negra y "sanseacabó"

     Ahora se suelen ver envases en los supermercados con estas ensaladas, pero salen a un precio desorbitado. Háztela tú y verás que ahorras mucho dinero y el resultado es mejor. Ale, a disfrutar, mis pequeños cocinillas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario